Cirugía Laparoscopica Avanzada: Expandiendo sus usos

DR. MOISES CHITRIT AMAR
Cirujano de Obesidad

El nacimiento de la cirugía laparoscópica moderna ocurrió en 1987 cuando Philippe Mouret realizó la primera extracción de la vesícula biliar (colecistectomía) laparoscópica en Lyon, Francia. Luego de eso, se desarrolló en forma explosiva esta nueva modalidad terapéutica.

La cirugía laparoscópica consiste en realizar un pequeña herida de 1 centímetro en el abdomen por donde se introduce un pequeño “tubito” denominado trocar y  que permite introducir una cámara con sistemas de visión muy sofisticados, de manera que podemos “ver” dentro del paciente. Esta imagen es transmitida a una televisión (usualmente de 21 pulgadas) de modo que muchas personas pueden ver sus órganos internos al mismo tiempo. De igual manera, si introducimos más trocares, podemos usar instrumentos quirúrgicos ya previamente diseñados y “operar” dentro de usted sin realizar incisiones grandes en su abdomen.

Por lo general, los cirujanos aprenden esta tecnología con cirugías sencillas como la extracción de la vesícula biliar o del apéndice en casos de apendicitis aguda. La tasa de conversión se refiere al porcentaje de ocasiones en que debemos de “convertir” una cirugía laparoscópica a una cirugía abierta o convencional. La tasa de conversión es inversamente proporcional a la experiencia del cirujano.

La cirugía laparoscópica avanzada es el término utilizado para describir el uso de esta técnica en casos de mucha complejidad y que requieren un alto nivel de habilidad por parte del cirujano. Ejemplos claros de ésta son las resecciones laparoscópicas del colon, del estómago, la cirugía anti-reflujo gastroesofágico y las derivaciones internas, que requieren que el cirujano realice cortes y empates dentro de usted, usando técnicas de sutura intracorpórea con instrumentos previamente diseñados para eso, o incluso con sutura e hilo a la manera convencional. Operar en pequeños espacios con instrumentos de 33 centímetros de largo y 5 milímetros de ancho, donde ocurren grandes desviaciones con mínimos movimientos; en un ambiente por demás magnificado por una cámara, requiere un entrenamiento ojo-cerebro-mano diferente. Miremos la destreza de los jóvenes y los niños pequeños que frente a los video-juegos, controlan su acción en un espacio virtual en el que son, al mismo tiempo, actores y espectadores de sus acciones. Es como aprender a caminar de nuevo sin mirar al suelo y sin sentir los pies.

Las utilidades de la cirugía laparoscópica avanzada son muchas. El trauma quirúrgico es menor por lo tanto, la reacción inmunológica es reducida. Hay menos dolor, menos incapacidad física después de la cirugía, el paciente reinicia su alimentación más temprano, hay menos parálisis intestinal post operatoria y el tiempo hospitalario se acorta. Tardíamente, se observan menos hernias post operatorias pues las heridas son mínimas, hay menos infección de la herida y se reportan menos casos de obstrucción intestinal por bridas o adherencias.

El desarrollo de esta tecnología ha permitido que podamos hacer muchos procedimientos quirúrgicos como los que se enuncian a continuación:

Laparoscopía Diagnóstica: Permite observar dentro del abdomen evitando así realizar procedimientos innecesarios. Provee información útil al cirujano sobre el estado de una enfermedad (como el cáncer, por ejemplo), diseñar una estrategia quirúrgica o determinar el grado de operabilidad de una enfermedad en caso de tumores irresecables o avanzados.

Piedras en la Vesícula: La colecistectomía laparoscópica, consiste en la extracción de la vesícula biliar en casos de cálculos o piedras.

Hernias Ventrales: Se localizan en la pared abdominal. Estas ocurren generalmente, después de cirugías abdominales previas y grandes. Hoy en día, las reparamos fácilmente a través de 3 orificios de 1 cm. usando una malla y unas grapas especiales.

Hernias Inguinales: Estas requieren un entrenamiento especial del cirujano pues la anatomía se percibe diferente. Es excelente para hernias de ambos lados o en casos de hernias recurrentes (cuando vuelve a salir la hernia a pesar de haber sido operada).

Enfermedades del Colon y Recto: El colon o intestino grueso es asiento de ciertas enfermedades como la diverticulosis, pólipos o el cáncer de colon y de recto. Este procedimiento es considerado avanzado y requiere una curva de aprendizaje antes de obtener los resultados requeridos. La tasa de conversión de este procedimiento debe ser cercana al 7%. Nuestra tasa de conversión luego de haber operado casi 20 pacientes, es del 5.8% y con mínimas complicaciones.

Enfermedades del Estómago: Es estómago sufre en ocasiones de tumoraciones gástricas ya sean benignas o malignas. Con la técnica laparoscópica se pueden realizar resecciones con buenos márgenes y con los mismos resultados que con la cirugía abierta. Se requiere tener habilidad para suturar dentro del cuerpo y realizar maniobras complejas.

La Cirugía de Obesidad es otro subcapítulo de la cirugía gástrica. Actualmente, realizamos la colocación de la banda gástrica o el bypass gástrico en casos de obesidad extrema con mínimas complicaciones y con excelentes resultados a largo plazo. Nuestra tasa de conversión es 0% y la pérdida de peso es superior  60% del exceso de peso en el primer año.

El Reflujo Gastroesofágico: El reflujo gastroesofágico se ha tratado durante mucho tiempo con medicamentos y con resultados controversiales. Si usted tiene meses tomando medicamentos para sentirse bien, y los síntomas regresan una vez los suspende; tal vez usted sea candidato a una cirugía anti reflujo que toma aproximadamente una hora y lo liberara de las píldoras de por vida.

Cáncer Avanzado: En muchas ocasiones, el cáncer esta avanzado y es poco lo que podemos hacer por curarlo. Por otro lado, en ocasiones, hay que realizar empates entre el intestino y la vía biliar para aliviar la ictericia (color amarillo en los ojos) o entre el estómago y los intestinos para aliviar una obstrucción gástrica o intestinal. Estos pacientes tienen una excelente evolución luego de la cirugía laparoscópica ya que no padecen de las complicaciones de una herida grande y convencional.

Existen otras tecnologías en desarrollo actualmente como la pancreática y del hígado que tarde o temprano solicitaran un lugar en el campo de la cirugía laparoscópica. Es importante recalcar que todos estos procedimientos ya están disponibles en Panamá y con experiencia suficiente para garantizar buenos resultados.

Centro Quirúrgico para el Control de Peso

Dr. Moisés Chitrit Amar
Cirujano General y Laparoscopista
Cirujano de Obesidad
Consultorios Punta Pacífica
Quinto Piso, No. 528
Tel. (507) 204-8300 – (507) 204-8315
moisesch@cwpanama.net

 
Dr. Moises Chitrit Amar 2009 © Todos los Derechos Reservados
También nos puedes visitar en nuestros sitios web: moiseschitrit.com| moiseschitrit.net | clubclinicamoiseschitrit.com | moiseschitrittv.com | clubclinicamoiseschitrit.com/dietas-chitrit